Sindicatura turística trabajando a medias

“Nos llama la atención que desde noviembre a la fecha no se ha presentado ninguna queja”, dijo Chalita Rodríguez

La Sindicatura Turística, prometida hace nueves meses y en funcionamiento desde hace seis, aún no cuenta con personal capacitado para atender quejas de visitantes contra elementos policiacos y es apenas visible.

El espacio, como fue desde su creación, está en el módulo de atención a turistas ubicado sobre la avenida Revolución, a cargo del Comité de Turismo y Convenciones de Tijuana (Cotuco).

Allí los turistas encuentran mapas de la ciudad con restaurantes, bares y otros lugares para divertirse, además de un par de letreros que anuncian a la Sindicatura Turística.

La intención es que turistas víctimas de algún abuso policial puedan presentar su queja, explicó Karim Chalita Rodríguez, secretario del Cotuco.

Además la Sindicatura daría seguimiento al expediente sin necesidad de que el turista regrese a Tijuana.

Pero por ahora solo hay un letrero con los números de Sindicatura Municipal y un código QR para que los turistas se comuniquen e interpongan su queja.

La Sindicatura Turística fue inaugurada en diciembre de 2021 como parte de un convenio entre la Sindicatura y el Cotuco.

El proyecto surgió cuando comerciantes de la Zona Centro denunciaron en una reunión pública con el síndico las continuas extorsiones de policías a turistas a cambio de no infraccionarlos.

Al momento de su anuncio, en octubre de 2021, la Sindicatura prometió dos módulos más: uno junto al arco de la avenida Revolución y otro en la garita de San Ysidro, además de varios puntos móviles en otros destinos turísticos.

Hasta el momento no hay nada de eso, pero la Sindicatura dice que al finalizar el año todos estarán habilitados.

También indicó que habría atención las 24 horas con estudiantes de la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), quienes cumplirían su servicio social atendiendo en inglés y chino mandarín.

“Quiero pensar que se les va a capacitar tanto en cuestiones administrativas como en cuestiones de estar recibiendo quejas”, comentó Chalita Rodriguez.

Actualmente el módulo trabaja de las 10:00 a las 16:00 horas y es atendido por Valentín Sánchez, un promotor turístico del Cotuco.

Mencionó que el personal de la Sindicatura no ha acudido en más de un mes, pero consideró que basta para la cantidad de atenciones.

Afirmó que desde la habilitación de la Sindicatura Turística no ha recibido quejas y si un turista requiere, le proporciona el número telefónico de Sindicatura.

“Nos llama la atención que desde noviembre a la fecha no se ha presentado ninguna queja”, mencionó Chalita Rodríguez.

La realidad es que esos abusos persisten y no siempre hay quejas.

En un recorrido de El Sol de Tijuana un comerciante de la avenida Revolución contó que hace aproximadamente tres meses, un estadounidense adulto mayor radicado en Tijuana fue víctima de policías dos veces.

El hombre les relató que fue detenido e inspeccionado por los uniformados que le quitaron 20 dólares en cada ocasión.

El norteamericano se acercó a poner su queja al módulo de información, y aunque más policías trataron de ayudarlo a identificar a los responsables, no fue posible.

Hasta el cierre de edición la Sindicatura no había proporcionado la cantidad de expedientes abiertos en su nuevo espacio.

Al inaugurar la Sindicatura Procuradora, el síndico informó que durante la pasada administración hubo 100 quejas por extorsión en contra de policías, y hasta diciembre llevaban nueve